Cigarettes After Sex: 40 palabras blancas sobre fondo negro

By 17 octubre, 2017Sin categoría

Tengo cuarenta minutos para escribirte una carta, cuatro paquetes de diez cigarrillos son cuarenta cigarros, uno por minuto, uno por beso extraviado. Tengo cuarenta años de vida en la mochilla, cuatro décadas, de la primera no tengo muchos recuerdos que ofrecer, la segunda es bastante luminosa, aunque renquea hacia el final, la tercera me la pasé extrañándote -aunque no te conocía-, la cuarta es una historia, la tuya y la mía, inconclusa. Tengo cuarenta bolsitas de té esperando en la repisa, cuarenta libros por leer, cuarenta singles de vinilo en un maleta que tiene nombre y se llama mudanza.

Cuando Greg Gonzalez empezó a escribir las canciones de su primer LP una de sus canciones había sonado en the handmaid’s tale, regalando cuarenta rosas negra a la distopía sin luz y él, desde un apartamento en Brooklyn miraban las pintadas en las calles y contaban cuarenta años hacia atrás, imaginando a David Lynch paseando de la mano con Juleel Cruise, muy despacio los dos, soñando con donuts y picos gemelos. Greg Gonzalez adicto a la pereza y a las nieblas densas y por eso el primer tema se llama K y si uno piensa en la bruma de Praga también lo hará en su agrimensor, en el apocalipsis y en la luz, en el lugar donde las baterías se tumban a soñar y marcan el ritmo los corazones cansados, allí donde la voz es mujer y hombre a la vez, donde baila John Wayne con Françoise Hardy, donde la tierra es trasparante y los cadáveres saludan a cuarenta, sí a cuarenta metros bajo tierra.

Cigarettes After Sex recuerdan a Mazzy Star haciendo una versión de Heroin en Berlin a finales de los ochenta , a Mark Kozelek transmutado en un hombre lobo que prefiere el novopreno a la hemoglobina, al sitio del recreo de Miles Davis, a los Cowboy Junkies de The Trinity Session…CAS son las lágrimas de Patsy Cline en su último viaje, el barco que recorre un río por última vez…CAS es la obra de un alquimista atípico que transforma el oro en mercurio y lo deja deslizar sobre su lengua.

Cuarenta minutos de disco, diez canciones, cuatro minutos por canción. La paz está en las matemáticas, en los divisores enteros, en un cuchillo afilado avanzando sobre la pared de la noche y dividiendo la espera en antes del concierto y después. Greg Gonzalez habla con la tranquilidad del artista, despacio, acordes con delicadeza y dolor. Cuarenta minutos después no soy un hombre mejor. Pero tengo el alma llena de belleza.

Fecha: Martes 28 noviembre 2017
Lugar: Sala Principal Las Armas
Hora: 21:00h apertura de puertas / 21:30h concierto
Precio: 10€ant + g.g. / 12€ taq
Entradas a la venta en www.alasarmas.org/entradas/ yhttps://www.ticketea.com/entradas-concierto-cigarettes-after-sex-en-las-armas/